Concepto de Prótesis

La prótesis es un aparato artificial consignado a restituir la anatomía de una o varias piezas dentarias, restituyendo también la relación entre los maxilares, a la vez que reintegra la extensión vertical y restablece los dientes. El responsable de elaborar estos aparatos o elementos artificiales, es el protésico dental, quien efectúa la labor en un laboratorio dental tomando las indicaciones del odontólogo, que trabaja en clínica.

Prótesis

La funcionalidad es el propósito de mayor importancia en una prótesis, ya que recobrar la funcionalidad de una boca es lo primordial para el bienestar del paciente y es lo primero, aunque no lo único que se debe lograr. Asimismo, se comprende que las funciones de la boca que ante todo se deben rescatar son: primero una masticación poderosa (eficaz trituración de los alimentos), sin que la prótesis obstruya en la ingestión, debido a que ambas funciones intervienen directamente en algo tan esencial como lo es la alimentación y segundo una pronunciación apropiada que permita al paciente una adecuada comunicación, sin que la prótesis estorbe en ella, sino todo lo contrario, que la facilite. Además de esto, visiblemente debe tenerse en cuenta que las prótesis no deben ser motivo de obstaculización en la respiración.

Tipos de Prótesis

  • Prótesis dental fija: es cualquier prótesis dental que se establece en el estudio del dentista y no se retira por el paciente. Su estructura es más parecida a los dientes naturales y se deben cuidar como tal.

  • Prótesis dental removible: hace referencia a una prótesis que se retira cada día para realizarle una limpieza. A menudo, estas prótesis se realizan especialmente para aquellas personas que desean tener dientes más rápido, que no tienen suficiente hueso para insertar los implantes o por motivos o razones económicas.

Es muy importante saber que las personas a las que se les coloca una prótesis dental tienen que hacerle frente a una cadena de resultados, como las siguientes:

  1. En algunos casos, existen personas que al ponerse o quitarse la prótesis sufren náuseas. Este síntoma viene siendo más mental que físico, debido a que se origina como consecuencia de pensar que un objeto extraño entra en la boca.

  2. El paciente debe tener mucha paciencia porque puede resultar molesta al inicio. Lo usual es que esa incomodidad esté presente durante las primeras dos semanas y luego desaparezca por completo.

  3. Suele traer consigo que la persona que tiene la prótesis provoque más saliva de lo que viene siendo normal.

  4. Hay personas que un primer momento parece que tienen problemas tanto al hablar como al comer. Esto es algo muy frecuente durante las primeros días pero luego son signos que desaparecen, salvo en excepciones que pedirán asistir al profesional de esta área que colocó el implante.

  5. El paciente puede sufrir de irritación e hinchazón en la boca, debido a que un elemento extraño como lo es la prótesis puede producir inconvenientes al principio.

Queda comprendido que la prótesis dental puede ser individual o de varias piezas y siempre buscan suplantar a los dientes naturales que ya no están, para que el paciente que las tiene pueda volver a confiar en su sonrisa y tenga la facilidad de comer cualquier tipo de alimento. Por lo tanto, una sonrisa bonita es muy importante en la sociedad actual y gracias al avance de las nuevas tecnologías tanto en la elaboración y diseño de las prótesis dentales como las tecnologías de cad cam, materiales biocompatibles como el circonio, porcelanas de alta estética y los adelantos de los sistemas de apego, así como en las métodos para su colocación, ahora en clínicas Propdental es respectivamente seguro y muy sencillo poder llevar una prótesis dental.