Concepto de Interés

En el área financiera, el interés es el beneficio que se logra de una inversión de una compañía que vende o bien puede ser financiera o de capital, cuando los intereses (los cuales pueden ser altos o bajos, dependiendo del inconveniente proyectado) causados durante cada etapa de tiempo que dura la inversión se deben solamente al capital inicial, debido que los beneficios o intereses se retiran al término de cada uno de las etapas.

Interés

Por otra parte, es importante mencionar que las etapas de tiempo pueden ser años, trimestres, meses, semanas, días o cualquier permanencia, es decir, el interés se emplea a la cantidad inicial, los intereses no se añaden al capital productivo. Cabe señalar que el concepto de interés tiene que ver con el precio del dinero. Por ejemplo, si alguien pide un préstamo debe pagar un cierto interés por ese dinero. Y si alguien coloca dinero en un banco, el banco debe pagar un cierto interés por ese dinero.

Debe tenerse en cuenta que aunque el interés puede ser fijado por el prestamista, la usura por parte de este para aprovecharse de la necesidad del deudor para el préstamo, es totalmente penalizado en el Código Penal, por supuesto, en cada país varía cual es el porcentaje más alto de interés, dependiendo la tasa de inflación.

En un negocio de préstamo o depósito a interés surgen los siguientes elementos:

  • El capital, que es la apreciación de dinero inicial, prestado o depositado.
  • La tasa, que corresponde a la cifra de dinero que se paga o se cobra por cada 100 en cuanto al interés; también llamada tanto por ciento.
  • El tiempo, que representa la duración del capital prestado o depositado, en un lapso de semanas, meses o años y que forma intereses.
  • El interés, como precio por el uso del dinero, se puede mostrar como interés simple o como interés combinado.
  • El interés, que es la cantidad de dinero recaudado o pagado por el uso del capital durante todo el tiempo.

Tipos de Intereses


  • Nominal: es el acordado por las partes involucradas, es decir, el prestamista y el deudor.
  • Real: con este tipo de interés se toma en cuenta la inflación, para así determinar la tasa de interés y obtener ganancias.
  • Fijo: no varía durante el plazo del préstamo, aun cuando las tasas de interés del mercado suben o bajan.
  • Variable: se rige por las tasas de interés del mercado, cambiando su cifra de interés favorablemente o no para el deudor.

Fórmula Para la Tasa de Interés


El interés, representado en “I”, provoca un capital es solamente igual al capital inicial, representado en “C”, al tiempo “t”, y a la tasa de interés “i”; siendo su fórmula:

I = C • i • t
  • Donde “i” está expresada en tanto por uno y “t” está expresada en años, meses o días.
  • Tanto por uno es lo mismo que interés 001.

Entonces, la fórmula para el cálculo del interés simple queda de la siguiente manera:

  • Interés 004 si la tasa anual se aplica por años.
  • Interés 005 si la tasa anual se emplea por meses.
  • Interés 006 si la tasa anual se utiliza por días.

Es preciso recordar que cuando se habla de una tasa de 6 por ciento o cualquier porcentaje, sin más datos, se entiende que es anual. Ahora, si la tasa o porcentaje se dice por mes o por días, “t” debe expresarse en la misma unidad de tiempo.