Concepto de Mesodermo Paraxial

Dentro del área de la medicina, el mesodermo paraxial es uno de los tres fragmentos de la capa germinativa media en el embrión. Se dice que se encuentra agrandado, grueso, respecto al demás mesodermo, y junto a él está el mesodermo intermedio, que es seguido por el lateral. Su función es producir los somitas que darán estructura al esqueleto y a los músculos del tronco.

Mesodermo Paraxial


Asimismo, se entiende que el mesodermo es una de las tres hojas embrionarias o mantos celulares que forman el embrión. Por lo tanto, su formación puede efectuarse por enterocelia o esquizocelia a partir de un blastocisto en el proceso llamado gastrulación. En el proceso previo a la formación del mesodermo y a la gastrulación, hay especialmente dos capas, el hipoblasto y el epiblasto. Las células epiteliales del epiblasto se convierten en células mesenquimatosas con capacidad migrante, se invaginan y proporcionan lugar a las 3 capas embrionarias, estimulando al epitelio del hipoblasto hacia el saco vitelino.

Es importante mencionar que hacia el inicio de la tercera semana el mesodermo paraxial se encuentra constituido en fragmentos. Estos fragmentos, o somitomeras, surgen en orden cefálico a caudal. En la región cefálica los somitomeras se relacionan con la placa neural constituyendo los neurómeras, dando salida a la mayor parte del mesénquima cefálico. A partir de la región occipital, los somitomeras se establecen en somitas, que ulteriormente se desigualan en 3 capas, en dermotoma, esclerotoma y miotoma, que más adelante crearán, la dermis de la piel, cartílago y huesos y músculos respectivamente.

El mesodermo sale durante el periodo trilaminar, que se despliega en la tercera semana de gestación, cuando comienza el fin del proceso de gastrulación, el mesodermo intraembrionario de cada lado de la línea media se diferencia en un mesodermo paraxial, un intermedio y un lateral. En tal sentido, la franja de mesodermo intraembrionario ubicado entre el tubo neural y el mesodermo intermedio. Proporciona lugar a los somitas que integrarán el esqueleto y la musculatura del tronco.

Ahora bien, el mesodermo paraxial parece ser desarrollado por la señal de Nogina, la cual bloquea o antagoniza el trabajo de BMP y se parte en fragmentos llamados somitómeros. Se dice que se encuentra formado por espirales o remolinos concéntricos de células, los cuales se compactan y concentran a través de la formación de un epitelio para luego aislarse y formar los somitas.

Por tanto, los somitas son los responsables de los recorridos migratorios de las células de la cresta neural y de los axones de los nervios espinales. El componente que interviene el ciclo de la formación del somita no se encuentra bien definido, uno de los agentes significativos es la señalización Notch. Este proceso muestra, de forma experimental, que las células limítrofes están marcadas con una proteína Notch o Lunatic fringe (regularizada por el retroceso de FGF8, el cual es producido por la células del nodo primitivo). Del mismo modo, la proteína que activa a Notch es electroporada en aquellas células; es decir, las células que delimitan los límites de los somitas se encuentran señalizadas y si se marcan células con Notch se sellará un nuevo límite. Esto muestra la importancia de esta proteína, debido a que controla la cascada de expresión génica que finalmente aparta los tejidos, como el gen Hairy que recopila un elemento de transcripción.