Concepto de Contexto

El significado de contexto tiene su génesis en el latín contextus y hace alusión a una serie de eventualidades abstractas o materiales y que tienden a producirse de acuerdo a hechos o eventos que se suscitan en un momento determinado. El concepto de contexto también hace alusión a que estas particularidades son fiables y comprobadas. El significado de contexto en Argentina tiene otra connotación, pues el término es usado para referirse a la prensa escrita, un ejemplo de esto es el Diario contexto, Contexto 24 y Revista Contexto. El término también tiene otros significados que se explicarán a continuación.

Contexto

Qué es un contexto


Es imperativo destacar la diferencia entre un contexto y la contextualización. Con el primero queda claro que es una serie de situaciones determinadas con elementos y clases que le dan significado a una oración. Con el segundo se habla de crearle un contexto a una situación, documento, fuente o dato que fue recibido y posteriormente aislado de todos los elementos que deberían rodearlo, pues estos interfieren en la acción, el lugar en que fueron suscitados los hechos, el resultado, el tiempo y su espacio.

El significado del evento que se contextualiza tiene relación con todo su entorno, de esta manera, no solo se entiende la eventualidad, sino también todo lo que tiene que ver con ella. La mayoría de las personas confunden los conceptos porque ambos comparten similitudes, pero la contextualización tiene características muy diferentes a lo que se entiende por contexto.

El concepto de contexto hace referencia a los testimonios proporcionados por personas con una reputación intachable o comprobable por medio de la voz, mensajes de texto, gráficos, manuscritos, libros de todo tipo, cartas, t.v., radio, periódicos, Internet, todo tipo de medios audiovisuales y que pueden ser transmitidos sin crear ningún tipo de distorsión a los sentidos del ser humano.

Es entonces a partir del contexto que se logra interpretar o dar a entender un hecho determinado. Pero esto, desde un punto de vista genérico, también puede conceptualizarse de otra manera, una más amplia y con ejemplificaciones.

Para entender lo que es un contexto, se deben conocer todas las características que lo componen. Por ejemplo, si hay un titular de periódico con la premisa que una persona está descansado, el lector no va a entender a cabalidad de qué se trata el texto, pues posiblemente la persona solo se encuentre descansando por un día largo o que, en casos más lamentables, haya pasado al descanso eterno debido a su muerte. Ahora, si el mensaje posee más información, se puede entender el contexto del dato, tal como el anunciado plasmado a continuación:


“Luego de jugar por dos temporadas seguidas, los futbolistas de la selección nacional decidieron darse un descanso y continuar con sus entrenamientos después de un break de 3 semanas”.

En esta ocasión, el mensaje puede interpretarse a cabalidad, no hay espacios en blanco que confundan al lector y cumple con los elementos esenciales de un contexto que por cierto, fueron proporcionadas en el concepto principal del término como una serie de eventualidades con tiempo y espacio. Los contextos son imperativos en la comunicación y precisamente por ello son los primeros en ser analizados al leer un libro, una carta, noticia, etc.

Saber lo que es un contexto incrementa el nivel de conocimiento de las personas, partiendo desde la concepción que para lo que unos es correcto, para otras personas no lo es y eso deja muy en claro la diversidad cultural, económica, psicológica y de lenguaje que pueden suscitarse incluso en un mismo país. Existen culturas de un sin fin de localidades en las cuales es bien visto comer con las manos en vez de usar cubiertos, pero quizás en el resto de la región esto no está bien hacer esto, no es de buenos modales. En el idioma tiende a pasar exactamente lo mismo, más aún tomando en cuenta que existen países con etnias indígenas.

Puede que ese grupo social no se comunique con el idioma aceptado en el país sino con el de su propia etnia. Acá también es válido mencionar el lenguaje de la mayoría de los adolescentes, los cuales tienden a comunicarse en códigos. Si esto sucede en un solo territorio, resulta obvio que en el resto del mundo también.

Si se ejemplifica con la música o con la informática, entonces todo el contexto cambia radicalmente. Todo gira de acuerdo al contexto, interpretación o significado que se le den a las cosas. Los datos y la información siempre tiende a variar y siempre es importante conocerlos y estudiarlos.


Elementos esenciales de un contexto


En el apartado anterior se habla de una serie de características que engloban la definición de este término, ahora, explicándolo de una manera más detallada, se pueden ver los elementos esenciales de un contexto cuando hay existencia de las respuestas a las preguntas elementales que ayudan a definir cualquier situación, un ejemplo claro de estas preguntas son qué, cómo, cuándo, y dónde. Cuando todos estos cuestionamientos logran definirse, se obtienen una cantidad ilimitada datos posibles para crear un contexto general de la situación que se está estudiando.

Qué es el contexto lingüístico


En la gramática y lingüística, el contexto tiene un significado relativamente similar al término general. Para saber lo que es el contexto lingüístico se debe tomar en cuenta que la palabra hace alusión a una serie de características y elementos propios de la gramática que se encuentran en un entorno pragmático y social, estos logran preceder o seguir una determinada palabra cuyo significado se puede modificar o condicionar de acuerdo a la interpretación que se le de. Existe una disciplina que se encarga de estudiar al contexto en esta materia y es la pragmática.

Los contextos a nivel lingüístico no son más que factores relacionados entre sí en una fase de creación de un enunciado determinado, allí se establece el significado de la frase u oración de acuerdo a la interpretación personal. Esto quiere decir que su significado siempre va a depender de la sintaxis empleada, la gramática plasmada, el léxico correcto y el contexto final. Si en el contexto lingüístico hay una palabra inmediata que abre las puertas a una interpretación rápida, entonces se denomina microtexto. Ahora, si por el contrario no hay una palabra inmediata y hay múltiples contextos, entonces se denomina macrotexto.


Resulta imperativo destacar que la comprensión de una palabra no solo abarca la sintaxis, la gramática o la propia situación pragmática en el que se encuentre, se necesita del contexto, de sus elementos y lo que tiende a caracterizarlo para darle un significado a una palabra, oración o enunciado. Se trata de un entorno lingüístico especial que se mantiene con los términos en todo momento y es gracias a él que se le halla sentido a los mensajes.

Qué es un contexto extralingüístico


Acá se habla de la compresión que tiene el interlocutor o lector sobre el contexto dado, es más un lugar, las personas, los momentos en los que ocurren los actos que dan lugar al término y la clase de registro. También es conocido como contexto comunicativo, pues organiza y le da sentido al mensaje, se estructura de acuerdo a una serie de parámetros implícitos que han sido impuestos por la sociedad, de esta manera, se logra una interacción social variada. La comunicación en las instituciones educacionales es un buen ejemplo, pues es un lugar donde los alumnos reciben educación de sus profesores, apropiándose de los conocimientos de educador.

En este sentido, se conoce que el idioma no es homogéneo, tampoco uniforme, sino que tiende a moverse de acuerdo a su geografía, grupo social, historia y la situación comunicacional y el contexto tiene alcance a todo esto. Si se tiene conocimiento de las bases de la textualidad, todas las personas podrían adaptarse y adecuarse a todas las situaciones que se presentan en las comunicaciones. Ahora, los contextos extralingüísticos también poseen unos parámetros especiales que condicionan inmediatamente la actividad o el mensaje discursivo.

Estos parámetros se dividen en 3 vertientes importantes, la primera se basa en la producción, la cual toma los elementos enunciativos, toma en cuenta al destinatario, y el objetivo principal o, en su defecto, general del discurso o mensaje que se estudia. La segunda es la recepción y esta hace referencia al tiempo en el cual se lleva a cabo el discurso, mensaje o enunciado, este se procesa directamente por el destinatario. Por último, la interacción, esta es la zona o locación en donde se realiza la comunicación y cada sujeto asume un rol en específico de acuerdo a la interacción en la que está participando.


Cabe destacar que, al contrario de la comunicación oral en la que el contexto puede interpretarse rápidamente, en la lengua escrita no hay un contexto situaciones extralingüísticas compartidas entre el escritor y el lector. Por otro lado, es importante destacar que este contexto está dividido en varias clases y puede ser un contexto económico, un contexto social, contexto histórico, contexto educativo o un contexto psicológico. Cada uno de estos términos tiene su propia definición y será explicada en el siguiente apartado.

Claves del contexto



Clases de contexto


La pregunta sobre lo que es un contexto extralingüístico ronda la mente de más personas de las que se espera y realmente es algo normal porque se tiende a confundir el concepto de los términos. El contexto extralingüístico se basa en el lugar, tiempo, número de interlocutores, el registro de cómo se dio esa serie de eventualidades y la manera de abordarlos. Es acá donde es importantísimo mencionar a las clases o tipos que posee un contexto, cómo identificar a cada uno, su uso correcto y la manera de entenderlos.

Contexto social


La explicación de este tipo de eventualidades radica única y exclusivamente en los interlocutores. Son ellos y su forma de pensar, de conocer al mundo e incluso de expresarse que logran brindarle un significado a una palabra, enunciado o texto a nivel general. El sentido de esas oraciones depende de estas personas, sus costumbres, las normas sociales que se les han sido impuestas y que han seguido por años, sus creencias y los modelos político-económicos que siguen. Por eso es denominado social y de hecho, el desarrollo de la comunicación tiene su génesis en la sociedad con la intervención de la educación psicológica y filosófica que se les ha sido impartida desde su niñez hasta la actualidad.


Contexto educativo


Es, al igual que el concepto original o general del término, un conjunto de situaciones, factores y elementos que permiten la aceptación de la información por parte de los alumnos, de manera que estos puedan asimilar totalmente el proceso educacional que se les está impartiendo, incrementando así el aprendizaje. Hay personas que dicen que este contexto tiende a limitar el aprendizaje de los alumnos, pero realmente esto depende del profesor, pues es el educador el encargado de transmitir sus conocimientos mediante tácticas y herramientas básicas que faciliten el entendimiento de sus alumnos.


Contexto histórico


Se trata de los eventos que engloban al texto de acuerdo a la historia, es decir, el tiempo, lugar, fecha, hechos de aspecto relevantes que permitan al lector o interlocutor entender en qué momento de la historia se llevó a cabo la oración que se está estudiando. También se puede hacer referencia a todo aquello que rodea a las eventualidad históricas y los pensamientos que tuvieron las personas que vivieron en esa época, de manera que se pueda determinar por qué tiene influencia. Los contextos históricos tienen suma importancia, porque es gracias a ellos que se pueden emitir juicios y opiniones futuras, confirmar la veracidad de los hechos y darle un giro a todo.


Contexto económico


Este es un elemento importante porque los sistemas económicos, junto con los aspectos históricos y sociales, ayudan al lector o interlocutor a comprender la naturaleza del texto que tiene frente a él.

Contexto psicológico


Los elementos de este contexto pueden cambiar drásticamente la percepción de una determinada situación. Acá se habla de la percepción e interpretación de las acciones de personas o de cuál fue la intención con la que decidieron escribir el texto que se está estudiando.